Cine de sábado por la noche

El sábado pasado, implemente una nueva regla. Se trata de ver todos los sábados a la noche algún film, o a lo sumo dos. De esta manera pensé que el blog no se desactualizara por mi vida facultativa, la cual me tiene bastante atareada.

EDEN LAKE (2008):

Este film me lo comento todo el mundo, maravillados por alguna causa que, hasta el día de hoy, no comprendo.

Va de una premisa muy básica: dos enamorados, Jenny y Steve, apunto caramelo, que se están por comprometer. No tiene la mejor idea de internarse en Eden Lake, un lugar lleno de pinos que tiene un gran lago con una pequeña playa, donde acamparan en su fin de semana romántico.


Ella profesora de jardín trata con niños caprichosos a menudos, pero en este parador va a encontrarse con gente que cruza esta barrera y pasa a la locura total.


Nada del otro mundo, pensando que ya mencionando la palabrita mágica “lake” que nos transporta a “Crystal Lake” empezamos a maquinarnos de que va a salir un tipo con una mascara que va a hacer volar tripas por toda la pantalla, pero no.


Parece que en Inglaterra ya no se usa más esa onda y ahora lo hacen todo con un twist “Realista”… que cae en lo “realistamente exagerado”.


Jenny y Steve acampan en la playa, un grupo de chicos llegan con su perra rottweiler al lugar. El can se pone al lado de la protagonista y le ladra, irrumpiendo en el apacible momento que hasta entonces tenía.


Steve se enoja y le sugiere a estos chicos, que hasta el momento se comportan como unos verdaderos cretinos, que controlen a su perra. Obviamente, después de esto, se enojan mandandolo a la reverendísima mierda y, ojo que esto recién empieza, la perra va y hace sus necesidades a unos pocos metros de ello, marcando claramente que había empezado la "guerra".


Después de te espío, te controlo y te hago las mil y unas, por una mala maniobra sin querer Steve mata a Bonnie, la perra. Este es el punto de partida para la cacería humana, al ver que Brett (líder del grupo) estalla y quiera… matar a la pareja feliz.


Es increíble como a dos personas un grupo de adolescentes les puede arruinar no solo el fin de semana sino que su vida completa. No se ve tanto como una película de terror sino que como algo que cuenta que hoy en día los chicos pueden hacer cualquier cosa, obviamente consternante es la situación.


Con la crueldad que se maneja Brett, que hace, como todo “mentor”, que los demás hagan las cosas por el, obligándolos a dar cuchillazos, filmar y hasta querer quemar vivo a una persona.


Mas que el baño de sangre que tiene Jenny en un momento ya que se pone muy de la cabeza y mata al que se le cruce en el camino, no muestra grandes signos de una película de terror.


“Eden Lake” deja en claro que los chicos no son así por que si, sino que uno, al final de film comprende gran parte de esta ira contenida de Brett. Se trata de la misma ira y el mismo desprecio por la vida de los demás que tiene su padre, cuando lo trata de entupido o lo minimiza. No tiene otro fin que no sea ese.

Hermosos planos aéreos, bien pensados los personajes… pero, el fin es más de “abran los ojos” que de film de terror que estamos acostumbrados todos. Ojo uno se puede aburrir de lo lindo por que la película es circular, empieza a donde termina.


Sólo diré, que... como habré calificado alguna que otra vez en la última de Romero: "mucha conciencia social entre medio de tanta sangre".



pd: a todo el mundo esta película le recuerda a “el descenso” ¿Qué opinan?

2 Anteojudos diferentes!:

Anónimo dijo...

opino que importa poco y nada a que les hace acordar.. aca lo unico que vale la pena mencionar es que vas a terminar bobis viendo dos peliculas seguidas por sabado. salvemos a julia! alejemosla del cine! hahaha keep working

JuliaPink dijo...

JAJAJAJAA
sos un mala onda!
NO tenes respeto por el cine!!!