His Girl Friday (1940)

"Ayuno de Amor" (His Girl Friday, 1940) una película del maravilloso Howard Hawks, con Cary Grant y Rosalind Russell, Ralph Bellamy y Gene Lockart.


Howard Hawks un hombre/maquina que no paraba de hacer films en todos los géneros en los cuales el se sintiera muy cómodo. No sólo es un icono de la comedia americana, sino también es un cineasta fundamental del western con “Río Rojo” o bien en el cine bélico/aventura.


En esta comedia explota el género llamado screwball comedy con sus diálogos rapidísimos que se pisan entre si y a uno le cuesta seguirle el ritmo (over lap), se cuenta de una manera particular el amor incondicional con una manera particular y queriendo hacer que las transiciones no le sea desconocidas y molestas al ojo humano. Travellings fuertes, aunque en el cine clásico norteamericano no se movía mucho la cámara.


Un hombre Walter Burns (Cary Grant) de los medios con una periodista sagaz Hildy Johnson (Rosalind Russell), casados y separados por decisiones erróneas. El profesionalismo todo lo puede, y es de ese modo se crean los lazos que nunca se rompen. No son lo que se dicen moralmente correctos, pero tampoco son una pareja desigual.


Hildy entre buscar su divorcio, ya que al día siguiente se va a casar con su prometido Bruce Baldwin (Ralph Bellamy), también busca la igualdad de la mujer y no le importa taclear a alguien para tener un poco de información en una noticia que revolucionaria al mundo.


No se presenta un futuro, sino que se plantea únicamente el presente, obviamente esto quiere decir que no hay bebes a la vista. Sino la maternidad la sacaría de todo este esplendor que solamente tuvo en un día de trabajo.


Todo el día Walter pone distintas trabas en este nuevo amor. Lo manda a prisión varias veces con algunas de sus secuaces y Hildy no para de trabajar, aunque sabe que esto le traerá un gran dolor de cabeza.


Las instituciones son, para Hawks, desde que aquel condenado a muerte, casado, se ve envuelto en una trampa mortal, que no solo es el problemita que tiene con el comisionado sino con estar casado felizmente.


Nada es lento en esta película, todo va muy rápido, ver a Walter, ponerlo preso a Bruce, y no solo eso, bastardear de alguna manera a su madre, quien les tenía que dar el apoyo para casarse... imaginense que paso.


Hildy… como diría la canción “al final, la vida sigue igual”.



0 Anteojudos diferentes!: